Carta abierta de Erik van den Doel

18/04/2007 – La cuestión del alojamiento y la manutención, el precio que tienen y el servicio que se recibe a cambio, ya ha causado polémica y conflicto en anteriores ediciones del Campeonato de Europa y en otras competiciones. De hecho fue una de las principales razones de la creación de la Asociación de Jugadores Profesionales de Ajedrez, ("ACP", Association of Chess Professionals) que, hoy por hoy, se encarga de la tarea de defender los intereses de los jugadores. Al parecer también hubo problemas en el Euro 2007 de Dresde. El jugador Erik van den Doel plantea su queja en una carta abierta. ¿A dónde fue nuestro dinero?

ChessBase 14 Download ChessBase 14  Download

Programa de gestión de bases de datos de ajedrez que es referencia mundial. Todos usan ChessBase, desde el campeón del mundo al aficionado. Inicie su historia de éxito personal con ChessBase.

Más información...

¿A dónde fue nuestro dinero?

Esta es una historia sobre dinero desaparecido.

Durante el Campeonato de Europa de Ajedrez de Dresde estuve alojado en el hotel IBIS. La Unión Europea de Ajedrez (ECU, European Chess Union) presentó una oferta especial a los participantes: una habitación individual con pensión completa a 98 euros la noche durante 14 noches. El pago no se pudo realizar en el propio hotel. Las federaciones tenían que hacer una transferencia bancaria a la cuenta de la ECU para que ésta pagara al hotel IBIS. Eso es un detalle importante para entender lo que pasó. Muchos jugadores optaron por ese paquete completo. En mi federación: GM Tiviakov, GM Smeets, GM Werle y yo.

El desayuno y la cena en el hotel fueron realmente pobres tanto en cuanto a la calidad como a la cantidad. Nuestras quejas planteadas a los camareros no tuvieron ningun efecto. Tras siete días hablé con el cocinero. Me explicó que no podía cambiar la situación dado que le habían encargado preparar comidas para los jugadores que no le debían costar más de cinco euros. Efectivamente, lo del valor medio de cinco euros indica muy bien lo que nos sirvieron, aunque también puede haber costado menos.

Ahora toca el cálculo. Pagamos 98 euros. El precio normal, incluyendo el desayuno (servido en una mesita al lado de la entrada) es 70,50 euros. Es decir, 98 euros menos 70,50 euros = 27,50 euros deberían quedar para la comida y la cena. Como la comida y la cena juntas tenían un valor de diez euros, entonces 27,50 menos 10 = 17,50 euros por persona ¡simplemente desaparecieron! Por consiguiente, son 245 euros por persona durante el torneo. Ahora teníamos curiosidad por saber cuánto dinero había pagado realmente la ECU al hotel IBIS.

El director del IBIS se negó a comentárnoslo, diciendo que eso era algo que había que aclarar entre los jugadores y los organizadores. Así que hablé con el organizador que se encargaba de este tipo de cosas, el Sr. Verleger. Este tampoco me lo quiso desvelar. Uno se queda con la impresión de que algo había que camuflar. Opino que las federaciones cuyos jugadores estaban alojados en el IBIS deberían pedir una compensación decente a la ECU. Aparte de eso, en el futuro, las federaciones deberían transferir el dinero directamente a los hoteles en vez de realizar el pago a través de la ECU o de cualquier otra organización. Si no cabe otra posibilidad, por lo menos deberían pedir especificaciones por escrito para saber a dónde irá el dinero.

En otro caso, esa historia se podrá repetir, por ejemplo durante la Olimpíada de Dresde en 2008...

GM Erik van den Doel

Leiden, Holanda

Traducción: Nadja Woisin

Enlaces:

Carta abierta en la página web de la ACP (en inglés)...
 


Discussion and Feedback Join the public discussion or submit your feedback to the editors


Comentar

Normas sobre los comentarios

 
 

¿Aún no eres usuario? Registro