Elista en la recta final

11/10/2006 – Después de la doble derrota de Kramnik la semana pasada parecía, como si Topalov prácticamente hubiese ganado el duelo. Pero luego cambió el ambiente y ahora es Kramnik, el que se muestra alegre y equilibrado en las ruedas de prensa, mientras que Topalov deja una impresión agotada y aturdida. Misha Savinov nos resume los acontecimientos de los últimos días. Más información...

ChessBase 14 Download ChessBase 14  Download

Programa de gestión de bases de datos de ajedrez que es referencia mundial. Todos usan ChessBase, desde el campeón del mundo al aficionado. Inicie su historia de éxito personal con ChessBase.

Más información...

Veselin Topalov vs Vladimir Kramnik

Doce partidas a jugar entre el 23 de septiembre y el 12 de octubre en Elista, (Kalmikia) Comienzan a las 15:00 hora local, que corresponden a las 13:00h CEST.

Se ofrece cobertura en directo en la official página oficial de la FIDE y en Playchess.com (con comentarios en directo del GM Yasser Seirawan)

En la recta final

Por Misha Savinov


Altar budista en Elista

Es una gran suerte que el duelo en Elista haya seguido. La posición impasible de ambos bandos ante el conflicto podría haber conducido al mayor escándalo de la historia del ajedrez. Pero en el último momento, Vladimir Kramnik cambió su actitud y acudió a la sexta partida.

No sé si hemos visto a un "nuevo Kramnik" para quien el público es realmente importante...

... o si la decisión ha sido influida por algún tipo de presión política, pero de todas maneras hay que aplaudir el paso que dio Vladimir.

No solamente salvó el desafío, sino también ha aumentado su popularidad en todo el mundo. Y, al contrario, las permamentes reclamaciones del representante de Topalov, Silvio Danailov, solo han hecho que muchos seguidores del búlgaro se apartaran de él.

Después de lo dicho, ahora me gustaría dejar aparte el conflicto y centrarme en los acontecimientos ajedrecísticos de los últimos dos días. Con la victoria en la octava partida, Topalov logró igualar el marcador jugando con piezas negras. Pero lo más importante: fue la primera victoria del búlgaro sobre el tablero en esta competición. Eso prometió una lucha interesante en la novena partida. Pero la realidad superó todas las esperanzas.

Topalov y Kramnik llegaron en el mismo momento. Los fotógrafos se acercaron al coche de Vladimir, bueno, la mayoría...


Llega Topalov

Veselin nuevamente fue el primero en aparecer frente al tablero. Seguro que estaba deseando comenzar la partida y sus vibraciones de energia llegaron hasta el último rincón de la sala de juego. Este tipo de impulsos de energia sirven para desencadenar una serie de acontecimientos: un minuto antes del comienzo uno de los periodistas de la tele dejó caer su cámara en mi cabeza, la cobertura de los teléfonos móviles desde aquel momento es bastante peor, Rusia no logró imponerse a Israel en el fútbol, etc. Estoy seguro que Topalov por lo menos tiene parte de culpa en todo aquello.

No cabe duda que los empujes enérgicos con los peones de Topalov fueron una sorpresa para Kramnik. Obviamente el Campeón del Mundo del Ajedrez Clásico no se podía imaginar que pudiera conseguir una ventaja en la apertura, realizando movimientos con los peones como lo hacia su oponente. Cuando había comprobado que la ventaja de las blancas era auténtica, Vladimir cayó al otro extremo y valoró la posición como completamente desesperada. Esa confesión durante la rueda de prensa le pareció muy sorprendente a nuestro nuevo comentador del match, Vladimir Belov, un hombre enérgico e irónico, que apenas pudo creerse que es posible disputar un Campeonato Mundial con las reservas de energía tan flojas.


Belov

El contenido ajedrecístico de la novena partida se puede resumir fácilmente. Topalov planteó una novedad (gracias a Vallejo), Kramnik reaccionó mal y "tiró la toalla" en una mala posición. Fue una partida un tanto unilateral; una victoria cómoda para las blancas y una catástrofe para las negras.



En la rueda de prensa Kramnik comentó otra vez más, que no le había afectado la derrota y dijo que no estaba contento con los preparativos sobre la apertura. Hacía bromas y se sonreía. Ni las preguntas más inquisitorias le sacaron del quicio.

Agregó que al haber perdido antes de las 19:00 h incluso le iba a dar tiempo para ver el partido clasificatorio entre Rusia e Israel.

La actuación de Vladimir en general, dio la impresión que se iba a concer al vencedor de la competición con antelación porque Topalov tiene buenas oportunidades para ganar todas las partidas, tal y como lo hizo Fischer contra Petrosian.

Pero unos minutos más tarde, Veselin hizo reventar aquella impresión. De alguna manera parecía agotado y apocado. Intenté imaginarme a Kasparov en la misma situación, después de que hubiese remontado desde 0-2 a 3-2.

El búlgaro tenía completamente otra pinta. No mencionó ni su buena preparación, ni su irresistible empuje o su extraordinaria forma física. En cambio elogió a su equipo y se mostró preocupado con respecto a la capacidad de Kramnik, de aumentar su rendimiento en los momentos críticos y habló de su propia falta de experiencia en este tipo de duelos.

Bueno, también comentó alguna cosa como que ahora había encontrado el ritmo adecuado, pero casi sonó como una respuesta preparada. Desde luego, la actuación de Veselin suscitó dudas con respecto a su autoconfianza.

Por eso, antes de la décima partida no esperaba nada bueno para Kramnik, pero tenía aún más dudas, cómo Topalov iba a aguantar el súbito aumento de presión del liderazgo. ¿Cómo se iba a solucionar esa contradicción? La décima partida dio la correcta respuesta: con una metedura de pata de Topalov.





Kramnik jugó la partida de la manera habitual: evitó cualquier tipo de enredo arriesgado y planteó pequeñas problemas a su oponente. Quizá los problemillas no eran justamente para el nivel de un jugador que tiene un Elo entre 2700 y 2800 y Vladimir necesitó más tiempo para pensarlos que su oponente para solucionarlos.

En fin, eso es su estilo de ajedrez y no se puede hacer nada. Aquel día fue el juego de Topalov, el que se destacó: Veselin, por lo que pude ver, fue una víctima de sus propios nervios. Primero evitó el riesgo pero luego reaccionó mal en una posición que requería paciencia, una cosa obviamente ajena a su carácter.

Por cierto, existe una explicación alternativa, medio en broma para el derribo de Topalov en la décima partida. Los rusos han utilizado su arma psicológica: ha llegado el MI Barsky, el entrenador de Morozevich y uno de los más asiduos defensores del cuento de "Topalov=ordenador". Pero, ¡alto! Que había prometido, no hablar de más de escándalos.


El MI Ilya Odessky ("Sports Daily") y MI Vladimir Barsky ("ProSport") de buen humor tras la décima partida


Carsten Hensel saluda a Dirk Poldauf


Dirk Poldauf de la revista alemana "Schach"

Así que ahora, al falta de una partida, el resultado es un empate a 5 ½. ¿Habrá desempates? ¿Cómo terminará todo? ¿Y después?

Traducción: Nadja Woisin

Clasificación

Jugador

Elo

1

2

3

4

5*

6

7

9

10

11

12

Tot.

Vladimir Kramnik

2743

1

1

½

½

0

½

½

0

0

1

½

5,5

Veselin Topalov

2813

0

0

½

½

1

½

½

1

1

0

½

5,5

Haciendo clic en el número de partida podrá reproducirla en el navegador, con los comentarios del GM Mihail Marin
(*) La partida 5 fue declarada victoria de Topalov por incomparecencia de Kramnik.


Enlaces:

 


Discussion and Feedback Join the public discussion or submit your feedback to the editors


Comentar

Normas sobre los comentarios

 
 

¿Aún no eres usuario? Registro