25 años de ChessBase, y el papel de Kasparov en todo aquello

19/05/2011 – Es difícil determinar la fecha exacta en la que la base de datos ChessBase vino al mundo. ¿Fue el día que un periodista de ciencias (Frederic Friedel) y el que iba a ser el futuro Campeón del Mundo (Garry Kasparov), se reunieron para hablar de bases de datos informáticos con partidas de ajedrez? ¿O fue el día que un programador muy talentado (Matthias Wüllenweber) empezó a programarlo? Vamos a decir que el momento clave fue cuando el periodista y el programador le mostraron a Garry Kasparov el prototipo de la base de datos ChessBase en Básiles. (Matthias se acercó hasta allí haciendo autostop.) Kasparov se quedó tan entusiasmado que convinció a los dos de montar una empresa y comercializar aquel producto tan genial. El 19 de mayo de 1986 y como empezó todo...

ChessBase 14 Download ChessBase 14  Download

Programa de gestión de bases de datos de ajedrez que es referencia mundial. Todos usan ChessBase, desde el campeón del mundo al aficionado. Inicie su historia de éxito personal con ChessBase.

Más información...

 

Jueves, 19 de mayo de 2011

Antes de darle la palabra a quien iba a ser el futuro campeón del mundo, va una lista de los protagonistas de la historia:

  • Garry Kasparov – un jugador con un talento tremendo, 22 años, gran maestro de Bakú (URSS), quien había robado el título mundial al anterior campeón del mundo, Anatoly Karpov, visitó la ciudad alemana de Hamburgo, para disputar unas simultáneas en plan de entrenamiento.
  • Frederic Friedel – filósofo convertido en periodista de ciencias, llegó a ser amigo de Kasparov en 1985, y le mostró el potencial de una novedosa tecnología: "los ordenadores personales", o "PCs".
  • Matthias Wüllenweber – un joven estudiante de Físicas que había programado una base de datos de ajedrez en un Atari ST, le mostró el programa a Kasparov y este le convinció de que tenía que montar una empresa junto con Frederic Friedel para comercializar aquel producto tan estupendo.

A continuación les vamos a contar desde cero la historia de cómo fue todo. ¡Veinticinco años atrás! El siguiente párrafo es un extracto del libro de la autobiografía de Kasparov “Child of Change” ("Niño del cambio"), publicado en Hutchinson 1987. Las fotos en blanco y negro son de nuestro propio archivo.

Kasparov and ChessBase

En su autobiografía, “Child of Change” (Hijo del cambio, Hutchinson, 1987) Garry Kasparov escribió:

Empecé a interesarme por los ordenadores cuando Frederic Friedel, a quien entonces todavía no conocía, me mandó un disquete a Bakú a finales del año 1984. Me fascinó. En 1985, tras mi controvertida entrevista con Der Spiegel, les rogué que me llevasen a casa de Friedel, en Hollenstedt, porque sabía que vivía en algún sitio cerca de Hamburgo. Había jugado unas partidas simultáneas contra un equipo hamburgués y perdí, sobre todo, porque estaba cansado. No había estudiado las partidas de los distintos jugadores, que eran bastante buenos, hasta había un gran maestro y me vi en tremendos apuros de tiempo. Juré que iba a expiar mi derrota.

Cuando vi a Friedel, me llevó a su casa para que conociese también a su esposa Ingrid y a sus dos hijos, Martin y Thomas. Era 24 de diciembre y no me había dado cuenta de que todos los sitios iban a estar cerrados por las Navidades, así que me preguntaron si me apetecía quedarme en su casa. Fue mi primera experiencia con las Navidades occidentales; con árbol de navidad con velas y con todos los regalos entrañablemente colocados bajo el árbol.

Según la costumbre alemana, alguien toca un timbre y se apagan las luces. Luego se encienden las velas del árbol y todos intercambian regalos, seguido por una cena de Navidad con todo tipo de salchichas alemanas.

Bastante tarde por la noche, empezamos a jugar con programas informáticos. Los niños eran extraordinariamente buenos en esos juegos, especialmente Thomas, que entones solamente tenía cuatro añitos. Jugamos al Repton, un juego sofisticado que John Nunn, que era profesor de matemáticas, había tardado varias horas en resolverlo. Frederic me explicó todo lo que los ordenadores sabían hacer y yo le dije lo que me gustaría que pudieran hacer para mi. Esencialmente, quería tener una base de datos con información ajedrecística a la cual podría acceder antes de una partida, para así poder prepararme con los datos sobre el juego de mi oponente. Pero no tenía ni idea si se podía hacer, ni cómo.

Frederic formó equipo con un joven físico alemán, llamado Matthias Wüllenweber, que ya había programado una base de datos de ajedrez. Lo armaron todo mientras yo estaba jugando mi duelo contra Tony Miles en Basilea. Cuando vi lo que habían hecho, casi no me lo podía creer. Me dejé caer hacia atrás sobre la cama por lo milagroso que me parecía. Me quedé así, pensando en silencio durante tanto tiempo que pensaban que me había quedado dormido. Luego empecé a introducir mis partidas en un ordenador. Matthias, claramente un genio de su oficio, realmente se sentía animado por mi entusiasmo.

En enero de 1987 volví a Hamburgo para jugar otra sesión de partidas simultáneas contra aquel equipo hamburgués. Esta vez, tenía dos días para prepararme, así que averiguamos los nombres de los jugadores y estudiamos los datos disponibles de sus partidas anteriores en el ordenador. Me abrió los ojos. Tardó tan solo 10 minutos en encontrar 192 partidas. Si hubiese preguntado a mis entrenadores que encontrasen una partida para mi y que la estudiasen con ayuda de un libro, tardaría días. Esta vez, armado con la información que necesitaba, derroté a seis jugadores del equipo hamburgués y empaté con los otros dos. El resultado fue 7:1 y eso fue extraordinario. No se lo podían creer. Al conocer sus costumbres, les podía poner trampas. Luego hice lo mismo con la selección de Suiza en Zúrich. Vi que uno de los jugadores había conseguido una victoria aplastante, pero cuando reproduje su partida en el ordenador, vi la manera en la que su oponente le podía haber frenado. Por eso le tenté a jugar movimientos similares. Él no se podía creer la buena suerte que tenía. Le guiaba a terrenos conocidos para él y en los cuales había ganado aquella partida grandiosa. Y luego ¡bumba!, se quedó atrapado.

Considero esa herramienta la más importante para el ajedrez desde que se inventase la imprenta. He oído que Karpov y Korchnoi han comenzado a investigar sobre este sistema y no me sorprende. Puede ahorrar horas de trabajo laborioso, ofreciéndote justamente esa partida que deseas estudiar y todo simplemente pulsando un botón. Puedes almacenar seis mil partidas en un solo disco y ver la partida entera en tan solo seis o siete segundos. Me quedé encantado de quedar registrado como usuario número uno de aquel sistema llamado ChessBase.

Artículo de New York Times sobre Kasparov-Miles 1986
+5 -0 =1 vs Miles (Basel, 1986)


La primera reunión con los periodistas de Der Spiegel


Garry Kasparov, Frederic Friedel y su hijo


Frederic enseñando a Garry, como se puede trabajar con el ordenador BBC Acorn...


... y con un moderno sistema Epson Z80 con modem y impresora dot matrix


El entonces estudiante de informática y hoy gerente y programador jefe de ChessBase Matthias Wüllenweber haciendo autostop para acercarse a Básiles para enseñarle a Kasparov el prototipo del programa gestor de bases de datos ChessBase


En Básiles, Suiza, tras la cuarta partida del duelo contra Tony Miles, Garry vio
la primera versión, el prototipo del programa de bases de datos de ajedrez programado por Matthias Wüllenweber


Más adelante en Hamburgo. Matthias y Garry comentando el progreso tecnológico del programa ChessBase


Los primeros apuntes de Matthias sobre el proyecto de una base de datos de partidas de ajedrez para el Atari


ChessBase 1.0 funcionando en un ordenador Atari

En enero de 1987, terminamos la primera versión de nuestro programa de bases de datos. Lo bautizamos ChessBase y se entregaba en un disquete negro de 360 KB. Se podía cargar en la unidad lectora de disquetes de los ordenadores Atari ST. Ahora algunos de ustedes quizás tengan problemas para entender esa frase así que mejor que les expliquemos: "El “Atari ST” en aquellos tiempos era un ordenador doméstico muy popular.


El programa ChessBase en un ordenador Atari ST allá por 1987

El ST se basaba en un procesador 68000 de Motorola, que funcionaba a la alucinante velocidad de 8 MHz. El sistema tenía 1 MByte de RAM y eso era tremendo en aquellos tiempos. El Atari tenía un monitor con una imagen muy nítida en blanco y negro, el tipo que Macintosh había inventado. El equipo completo, incluyendo el monitor, la unidad lectora de disquetes (pero sin disco duro), costaba entonces 3200 DM (marcos alemanes), es decir, unos 1.600 euros. La alternativa era comprar un “PC de IBM” con rendimientos similares, pero tres veces más caro. Un paquete de 10 disquetes costaba unos 120 marcos (60 euros).

Hoy en día podemos adquirir un equipo informático por la quinta parte de ese precio y recibimos muchísimo más por nuestro dinero. El procesador es varios cientos de veces más rápido, la memoria es miles de veces más grande y tenemos 30.000.000 veces más sitio para almacenar datos en comparación con los caros disquetes que utilizábamos entonces. (El primer disco duro para un ordenador Atari tenía 20 Mbytes)

Las simultáneas con relojes de Kasparov

La fase en la que Kasparov jugaba unas simultáneas increíblemente fuertes comenzó en 1985, cuando se vio las caras con el equipo de Hamburgo de la Bundesliga alemana. Estaba compuesto por ocho jugadores profesionales, encabezados por el GM Murray Chandler en el primer tablero. Kasparov no sabía casi nada de la mayoría de los demás oponentes, estaba cansado y se metió en apuros de tiempo. Perdió ese encuentro 3½-4½. La primera y única vez que le pasaría eso. Juró que iba a volver para la revancha.

Efectivamente volvió, en concreto en enero de 1987. Unos días antes de las simultáneas, Frederic Friedel y Matthias Wüllenweber le entregaron la primerísima copia del programa de bases de datos que habían desarrollado y cuyo nombre era "ChessBase" (sin ningún número por detrás, pero el número de serie del disquete floppy de 3.5" era el 00001. Aquel disquete contenía todas las partidas disponibles de los oponentes que se iban a enfrentar con Kasparov en Hamburgo; era un equipo distinto de aquel contra el cual había perdido hace más de año, pero uno todavía más fuerte.

Kasparov se pasó dos días preparándose sobre sus oponentes en un Atari ST (un ordenador de los años de María Castaña, por así decirlo, al menos desde el punto de vista de los jóvenes), con una memoria de 512 kilobytes y sin disco duro, pero con un estupendo monitor en blanco y negro, que tenía una imagen muy nítida. Tras la preparación en casa, Kasparov derrotó a sus oponentes 7:1 (6 victorias y 2 empates).


A finales del año 1988, Kasparov ya estaba trabajando en un Atari ST con un disco duro de ¡20 MB!

Esta experiencia fue tan impresionante para Garry, que comenzó a prepararse así de manera habitual y se enfrentó en simultáneas con equipos cada vez más fuertes: con los equipos nacionales de Suiza y de Francia (dos veces), con la selección juvenil de EE. UU., con el equipo juvenil de Alemania, la selección olímpica de Alemania y, finalmente, con los argentinos y con los israelíes. Y así se ha estado preparando siempre desde entonces hasta ahora: primero con el Atari, más adelante con ordenadores personales (PCs), según ChessBase iba publicando las sucesivas versiones nuevas para los aparatos de actualidad.


Kasparov en 1988 presentando orgullosamente la versión más moderna de aquel entones, que ya funcionaba en un PC

Nuestro regalo de aniversario para ustedes

Ya lo habrán visto en la ventanilla de información que se abre al acceder a la página principal de noticias por primera vez: durante el día entero de hoy, desde la medianoche hasta la medianoche hora de verano de Europa, les ofrecemos una rebaja del 25% en todos los productos de nuestra tienda en Internet.

Si Ud. desea enviarnos algún mensaje para contarnos de sus primeras experiencias con ChessBase, quizá ya hace muchos años, y como ha influido en sus actividades ajedrecísticas, o en el mundo del ajedrez en general, por favor, sea tan amable de enviarnos un mensaje a la siguiente dirección de correo electrónico: chessbase25@gmail.com.

Traducción: Nadja Wittmann, Chess


Discussion and Feedback Join the public discussion or submit your feedback to the editors


Comentar

Normas sobre los comentarios

 
 

¿Aún no eres usuario? Registro