El sistema nervioso del jaque mate

por Venus Cañas
30/10/2015 – El neurocirujano y maestro internacional venezolano Cristóbal Blanco participa en el VI Campeonato Iberoamericano Individual de Ajedrez. Aprovechando su estancia en Bilbao, dictó una interesante conferencia y dio una exhibición de partidas simultáneas. Conozcamos mejor a la persona con la entrevista que le hizo Venus Cañas...

ChessBase 14 Download ChessBase 14  Download

Programa de gestión de bases de datos de ajedrez que es referencia mundial. Todos usan ChessBase, desde el campeón del mundo al aficionado. Inicie su historia de éxito personal con ChessBase.

Más información...

El neurocirujano y maestro internacional venezolano Cristóbal Blanco, destacada figura del ajedrez venezolano e internacional, participa en el VI Campeonato Iberoamericano Individual de Ajedrez del 26 de octubre al 3 de noviembre en la ciudad de Bilbao (País Vasco, España). Así mismo, durante su permanencia en Bilbao, dictó una interesante conferencia y dio una exhibición de partidas simultáneas.

El evento El ajedrez, herramienta de vida; orientado a destacar los beneficios del ajedrez para el cerebro desde el punto de vista científico, contó con el apoyo logístico y patrocinio del Consulado General de la República Bolivariana de Venezuela en Bilbao. 

La conferencia del Dr. Blanco ha despertado atención en Twitter

En una amena y nutrida entrevista, este venezolano que reside en españa desde hace algunos años pero que no ha perdido su acento nativo, nos permitió conocer un poco más las diversas facetas que desempeña en su vida, su participación en el VI Campeonato Iberoamericano Individual de Ajedrez 2015 y nos habló sobre la conferencia que realizará el próximo 29 de octubre. Además, nos contó qué se necesita para ganar una partida.

─ ¿La ciencia médica y el deporte ciencia pueden convivir en armonía?

Perfectamente. De hecho el ajedrez como deporte y como actividad intelectual es la que más nutre el cerebro. La única que puede igualarse al ajedrez es la música clásica. Ninguna otra actividad intelectual puede desarrollar las habilidades que brinda el ajedrez.

Si se pudiera unir las virtudes del ajedrez con las actividades profesionales, ajedrecísticas o no, se tendría la oportunidad de desarrollar esas habilidades. Y eso sería lo ideal, lo que pasa es que desafortunadamente el ajedrez no es valorado como una actividad profesional. Y ser un jugador de alto nivel, implica un gran sacrificio.

Es un deporte que, a mi juicio, está infravalorado desde el punto de vista de los beneficios económicos, comparado con otras actividades.

─ ¿El ajedrez en tu vida?

Sigue siendo gran parte y seguirá formando parte activa de mi vida. El hecho de que yo esté aquí participando en el Iberoamericano y dando esta conferencia, muestra que el ajedrez siempre te deja ese sabor de querer competir, de querer superarte.

─ ¿Tu apertura favorita?

Hoy en día soy un jugador más versátil por las necesidades que he tenido pero sigo siendo más un jugador de Peón – Rey y de Siciliana de negras, básicamente. No obstante he cambiado el estilo un poco porque te das cuenta que tienes que ir progresando, no te puedes quedar encasillado con dos tipos de líneas.

─ ¿Tu Elo actual?

Mi Elo internacional de ranking FIDE en el clásico, es 2306, estoy remontando nuevamente porque estoy jugando por equipos. Uno de los motivos porque ha bajado un poco es porque he jugado pocos torneos FIDE, he jugado en muchísimos torneos aquí en España pero no han sido válidos para la FIDE.

En el Blitz, tengo 2370 y en el activo 2340 y van subiendo porque ahora mismo he jugado unos torneos que sí son válidos.

─ ¿Jugador favorito?

Yo creo que Kasparov, el jugador que marcó la pauta.

─ ¿El aporte más importante del ajedrez a tu vida?

La planificación cerebral. El poder tener en mi mente una vida organizada, y eso me lo ha dado el ajedrez, no me lo ha dado ni siquiera la medicina. La medicina me ha dado otras cosas, pero la capacidad organizativa, estar tranquilo bajo situaciones de estrés porque yo soy neurocirujano y debo estarlo; esa parte psicológica me la ha dado el ajedrez. Ha sido complementario.

─ ¿El ajedrez venezolano?

Ha habido un nuevo renacer, un gran futuro, hay grandes promesas. Ha sido importante el ajedrez en las escuelas, esa es una materia que tenía que llegar y Venezuela ha sido de los pioneros con el ajedrez en las escuelas.

Pienso que lo que nos falta es apoyo económico porque hoy en día la referencia es el gran jugador Eduardo Iturrizaga y Saraí Sánchez en la rama femenina pero deberíamos tener varios Iturrizaga y varias Saraí pero se necesitan los recursos.

Si el ajedrez en Venezuela tuviera la oportunidad de ser como el baseball, por ejemplo, que ya es patrimonio del venezolano como la arepa, el ajedrez estaría en otro nivel. Si no hay recursos para eso, la gente lo toma más como hobby que como profesión.

De izq a der. Cristobal Blanco, Johann Alvarez, Sarai Sanchez, Eduardo Iturrizaga y Rafael Prasca. Campeonato Continental Brasil 2009

De izq. a der. Cristóbal Blanco, Johann Álvarez, Saraí Sánchez, Eduardo Iturrizaga, Rafael Prasca Campeonato Continental, Brasil 2009

─ ¿Sigues representando a Venezuela en el exterior?

Correcto. Ahora mismo estoy en el Iberoamericano representando a Venezuela. Es un puesto que debería ocupar Eduardo pero por motivos personales no pudo jugar. Yo espero hacerlo de la mejor manera posible.

─ ¿Desde cuándo vives en España?

Unos siete u ocho años.

─ ¿Por qué España?

En principio, buscando la formación como neurocirujano y es un país grandioso que me ha permitido, no solamente desarrollarme como neurocirujano, sino tener mi familia, el apoyo y también es un buen país para intentar progresar en el ajedrez.

Este es un país que me ha aportado muchas cosas buenas y de verdad que es mi segunda casa. Aunque Venezuela sigue siendo mi Venezuela, eso no cambia.

─ ¿Ejerces como médico en España?

Si, como neurocirujano. Soy adjunto de un hospital universitario.

cris 5

Doctor Cristóbal Blanco al quirófano

cris 7

─ El cuerpo en España ¿El corazón?

(Risas) El corazón siempre es venezolano. Un venezolano nunca deja de serlo donde sea que esté y eso nos caracteriza. Lo que he aprendido es que donde estés tienes que ser una persona íntegra porque el mundo está cada vez más relacionado más allá de las nacionalidades.

─ ¿Lo que más extrañas de Venezuela?

Siempre se extraña de Venezuela el calor humano. Los latinos donde estemos hacemos una fiesta y somos un corazón alegre. Aquí son un poco más cerrados.

Quizás ahí está el secreto de que por nuestra forma de ser, no nos permite ver la realidad de una forma más objetiva (risas).

─ ¿Religión?

En principio católico creyente. Practicante en un 60% y a misa voy unas dos veces por mes.

─Córdoba, la ciudad donde resides actualmente, es reconocida a nivel mundial por su casco histórico y además la caracteriza el estar repleta de iglesias ¿Las conoces todas?

Casi todas.

─ ¿Lo que más te gusta de la ciudad?

De Córdoba, la gente.

─ ¿El torneo más recordado?

Son muchas anécdotas. Fui Campeón Panamericano de pequeño y eso tiene su carga emocional. Hace dos años gané el Mundial de la Medicina y la Salud y aunque quizás no tiene mucho apego desde el punto de vista ajedrecístico, también te llenan emocionalmente porque es otro tipo de título.

Pero la mejor figuración fue hace cinco años en Brasil, en un Continental, entonces uno se va llenando de emociones. Quizás como experiencia, los Campeonatos Panamericanos y las Olimpíadas son algo que siempre vuelve a tu mente porque son los eventos más importantes en los que cualquier ajedrecista puede participar.

─ ¿Se necesita estrategia o suerte para ganar una partida?

Se necesita mucha preparación, mucha constancia, mucha fuerza y un poquito de suerte.

─ ¿Perdiendo también se gana?

Perdiendo siempre se gana. Se aprende más de la derrota que de la victoria, lo que pasa es que duele más. Siempre recuerdas el dolor de la derrota.

─ ¿Método de entrenamiento?

Es un poco caótico pero intento tener disciplina. Pido muchos consejos a la gente que considero que están mejor formados que yo en el ajedrez. Leo libros como si fuera la carrera de medicina y practico con el ordenador. Intento compaginarlo con mi vida profesional sin que uno afecte al otro.

─ ¿Expectativas para el VI Campeonato Iberoamericano Individual de Ajedrez 2015?

Este es un torneo hermosísimo porque tener la oportunidad de estar aquí es un privilegio, poder conocer nuevas personas y encontrarse con gente que ha venido creciendo con uno, es algo que también te llena muchísimo.

Mis expectativas las tengo bastante altas. Siempre he sido un optimista empedernido y las tengo altas para que cuando me bajen, sienta que no me bajen mucho (risas).

En la primera partida me desconcentré un poco y perdí con un jugador que merecía ganarme, que realmente no era un jugador fuerte pero me ganó en buena forma y eso me pegó muchísimo porque no era una derrota esperada. Esperas perder con gente de mucho más nivel o de un nivel parecido pero por eso digo lo de la derrota porque eso te demuestra que hoy en día en el ajedrez cualquier persona te puede ganar y lo que hay que aprender es que se gana y se pierde pero también se vive en el camino. Ojalá pueda llegar lejos pero se juega ronda a ronda.

http://es.chessbase.com/portals/0/files/images/2015/2015Bilbao/LogoBIO.jpg

─ ¿Algún favorito en la VIII Chess Masters Final?

Hay dos favoritos. Mi favorito es Anand, a quien tuve la oportunidad de conocer, y poder hablar con una leyenda viva es un honor, un privilegio. Sentimentalmente tengo mi favoritismo dividido con un chino, que es  Liren Ding que aunque perdió la primera partida, lo apoyo porque tiene dieciséis añitos y es un gran campeón. Ahora no van ganando ninguno de los dos pero me gustaría que fuera alguno de ellos a la final.

─ ¿El ajedrez, herramienta de vida?

Por supuesto, mucho más de lo que uno piensa. El tener acceso al pensamiento ajedrecístico es un privilegio que las personas no deben negarse. El mayor privilegio del ajedrez, ni siquiera es jugar ajedrez, es que internalices cómo pensar para conseguir un objetivo y que apliques eso a tu vida diaria. Puedes llegar a solucionar muchos problemas, bajo presión y en poco tiempo, estando tranquilo.

Aunque tiene un pequeño defecto, una vez que te metes en este mundo, es muy difícil salirse (carcajadas). Es una dependencia sana.

─Médico graduado con múltiples reconocimientos académicos, neurocirujano, profesor universitario, atleta campeón, entrenador, conferencista ¿Qué sigue?

Seguir luchando hasta el día que me muera, no hay límites. Ser cada día mejor, ahora estoy dando clases de neurocirugía en la Universidad de Córdoba y estoy haciendo un doctorado en el Lenguaje.

─ ¿Entrenas atletas en España?

Ahora mismo no porque no tengo tiempo, aunque me lo han pedido porque en Córdoba tengo buenos resultados pero desafortunadamente por el tiempo, para mí es muy difícil entrenar.

─ ¿Tu faceta de padre?

Tengo dos niños, Cristóbal Andrés de dos meses y Rosa Carolina de cuatro años. A veces es un poquito dura esta faceta pero me he ganado un tesoro con mi esposa porque es una persona comprensiva, generosa y eso me facilita mucho la actividad. A veces siento que dejo de vivir momentos importantes con ellos por estar apegado al ajedrez y a la neurocirugía pero soy muy entregado a lo que hago.

http://fva.com.ve/wp-content/uploads/2015/10/cris.jpg

Cristóbal Blanco junto a su familia

─ ¿A Rosa Carolina le gusta el ajedrez?

Si, la estoy enseñando porque ella tiene cuatro años y ya mueve las piezas. Le enseño porque estoy convencido de los beneficios para su cerebro.

Rosa jugando un torneo.

Rosa Carolina

─ ¿Lecturas recomendadas?

Me gusta el cosmos, la astronomía. El atlas de los planetas, Cosmos de Carl Sagan. De ajedrez hay un montón muy buenos, Mis geniales predecesores, está entre ellos. Recomiendo leer lo que disfrutes, lo importante es leer.

─ ¿Pensamiento favorito?

(Suspiro) Varios pero creo que el de Bertolt Brecht “Hay hombres que luchan un día y son buenos. Hay otros que luchan un año y son mejores. Hay quienes luchan muchos años y son muy buenos. Pero los hay que luchan toda la vida: esos son los imprescindibles”.

─ ¿Mayor enseñanza de un entrenador?

Mis mayores entrenadores han sido mis padres. Me han acompañado en la victoria pero en la derrota han sabido apoyarme. Sin menospreciar los consejos de mis maestros, tanto en el ajedrez como en la medicina. Mis padres son los artífices. Mi madre ha dejado sus estudios por apoyarme, por eso el mérito mayor es para ellos.

Los padres de Cristobal.

Cristóbal Blanco junto a sus padres

─ ¿Un defecto?

Exceso de confianza.

─ ¿Una nostalgia?

Viajar sin saber si vas a regresar.

─ ¿Una alegría?

Mi familia.

─ ¿Una esperanza?

Ver mejor a Venezuela.

Cristóbal José Blanco Acevedo, nació en Valencia (Estado Carabobo) en 1981. Ajedrecista desde los 5 años, fue Campeón Panamericano de la categoría Sub-10 en Brasil, en 1991. Fue integrante del Equipo Olímpico venezolano en las Olimpiadas de Estambul en el año 2000 y en Calviá en 2004. También fue 13 veces campeón venezolano en varias categorías y Campeón Mundial de la Salud y la Medicina en Gramish (Alemania) en el año 2008. Fue condecorado con la Orden José Félix Ribas en su 1era clase en al año 1996.

Es médico egresado de la Universidad de Carabobo (2003) y neurocirujano egresado del Hospital Universitario Reina Sofía de Córdoba (España, 2012)

Fotos cortesía de Cristóbal Blanco y Saráí Sánchez



Venus Cañas, periodista y colaboradora de la Asociación Deportiva Visión del Futuro, que es una asociación muy importante, ligada directamente a la Federación Venezolana de Ajedrez.
Discussion and Feedback Join the public discussion or submit your feedback to the editors


Comentar

Normas sobre los comentarios

 
 

¿Aún no eres usuario? Registro