Entrevista con Lothar Schmidt, el árbitro del duelo Spassky-Fischer

13/03/2008 – El 9 de marzo, Robert James Fischer habría cumplido 65 años. Pero no le fue dado al primer jugador no ruso que logró alzarse con el título mundial después de la Segunda Guerra Mundial, vivir y celebrar ese día. Falleció el día 17 del pasado mes de enero en Reykjavik. El reportero alemán Dagobert Kohlmeyer habló con Lothar Schmid y Peter Leko. Ambos estuvieron en contacto con Fischer en diferentes momentos de su vida y, por tanto, pueden dibujar un retrato de su personalidad distinto al que conocemos los que no le hemos llegado a tratar personalmente. Hoy le brindamos la primera de las dos entrevistas con el GM Lothar Schmidt...

ChessBase 14 Download ChessBase 14  Download

Programa de gestión de bases de datos de ajedrez que es referencia mundial. Todos usan ChessBase, desde el campeón del mundo al aficionado. Inicie su historia de éxito personal con ChessBase.

Más información...

"Bobby y yo nos estimábamos mucho"

Entrevista con el GM alemán Lothar Schmid, por Dagobert Kohlmeyer

El GM alemán Lothar Schmid, cuya ocupación principal es la de ser propietario de la casa editorial Karl-May, durante muchos años ha sido uno de los más populares árbitros del juego de reyes. Entre sus actuaciones más famosas figuran el duelo por el título mundial entre Fischer y Spassky en Reykjavik 1972 y el duelo Karpov - Kortschnoi en Filipinas en 1978. En la siguiente conversación entre Dagobert Kohlmeyer y Lothar Schmid (79 años), este último nos informa de su relación con el undécimo campeón del mundo de la Historia del Ajedrez, Robert James Fischer.

Nota: La entrevista se realizó la semana pasada.

¿Qué hará el domingo, el día del 65 cumpleaños de Bobby Fischer?

Gracias por recordarme la fecha. Brindaré con una copa de vino tinto por él.

Usted trató con esa persona tan difícil durante más de 50 años. ¿Que impresiones más destacadas le quedan?

La primera vez que coincidí con él fue en el Torneo de Candidatos en Bled 1959. Acababa de perder contra Paul Keres y subió las escaleras del hotel corriendo y con lágrimas en los ojos. Allí no solamente mostró sus emociones sino también unas cuantas partidas de ajedrez muy bueno.

¿Qué ocurrió en la partida en cuestión?

En primer lugar fue muy curioso que Keres solo jugase la Caro Kann una sola vez en su vida. Como los expertos soviéticos sabían que Fischer con blancas solía optar por la variante con 2. Cc3 y tras 3. Cf3 Ag4 4. h3 las blancas capturaron el caballo en f3, y a continuación las blancas tendrían ciertas debilidades en el flanco de la dama. Se podía sacar provecho de esto aunque las blancas disponían de una pareja de alfiles. Pero el problema era que tardaría tanto tiempo en colocarlos que las negras no solamente tendrían una compensación, sino que también podrían desarrollar una buena estrategia. Y esto lo habían ajustado los jugadores soviéticos de manera estupenda. De esta manera me di cuenta de cuan escrupulosamente solían preparar los jugadores rusos las partidas.

R. Fischer – P. Keres
Torneo de Candidatos
Bled 18.09.1959

Caro-Kann B11

1.e4 c6 2.Cc3 d5 3.Cf3 Ag4 4.h3 Axf3 5.Dxf3 Cf6 6.d3 e6 7.g3 Ab4 8.Ad2 d4 9.Cb1 Db6 10.b3 a5 11.a3 Ae7 12.Ag2 a4 13.b4 Cbd7 14.0–0 c5 15.Ta2 0–0 16.bxc5 Axc5 17.De2 e5 18.f4 Tfc8 19.h4 Tc6 20.Ah3 Dc7 21.fxe5 Cxe5 22.Af4 Ad6 23.h5 Ta5 24.h6 Cg6 25.Df3 Th5 26.Ag4 Cxf4 27.Axh5 C4xh5 28.Rg2 Cg4 29.Cd2 Ce3+ 0-1

¿En aquel momento, Fischer aún no podía competir con los corifeos de la URSS?

No, no con todos. Carecía de experiencia. Por ejemplo, recuerdo que Tal venció a Fischer en cuatro ocasiones. Esto fue algo como una clasificación por adelantado. Michail Tal, en aquel entonces, estaba en la cima de su carrera y el genio superior. Fischer aún no había llegado a este nivel, todavía estaba aprendiendo. Pero se enteró rápidamente, cómo había que hacerlo. Smyslow también jugó allí y con él se llevaba mejor Bobby.

Recientemente, Klaus Darga describió el comportamiento de Fischer en Bled como "embarazoso". Bobby quería que le diesen la mejor habitación del hotel, no le gustaba la comida, etc. …

Esto no lo viví de la misma manera, pero sí puedo confirmar que el joven caballero tenía malos modales. En aquel entonces solo tenía 16 años y aún tenía que acostumbrarse a la selecta vida internacional. Fischer casi siempre se encontró con un ambiente distinguido con la completa cima del mundo reunida.

¿Cómo era la relación entre usted y Bobby?

Nos estimábamos mucho. Yo tenía 15 años más que Bobby y en principio había terminado con mi carrera de gran maestro, antes de ser árbitro. Por lo tanto, era fácil para mi, ponerme en su lugar y comprender su idiosincrasia. Entre los años 1960 y 1990, Fischer aceptó en varias ocasiones mis invitaciones a Bamberg.

En el año 1972 usted se hizo famoso de golpe. ¿Fue muy duro su trabajo en el duelo por el título mundial en Reykjavik?

Siempre había lucha. No solamente entre los dos personajes, sino también entre los sistemas políticos. Esto conllevó dificultades de todo tipo. Fischer y Spasski eran amigos del ajedrez, pero no de oriente y occidente. Dicho choque lo hacía extremamente complicado, pero a la vez tenía un atractivo muy particular. El duelo estaba cogido con alfileres. Fischer no llegó puntualmente. Pero, finalmente, lograron llevarlo a Reykjavik a través de caminos diplomáticos y por un inglés que tenía mucho tacto y mano izquierda.

¿Cuál de sus decisiones fue la más difícil?

Fischer no se había presentado para disputar la segunda partida y la perdió por ausencia. Se empeñaba en jugar en una sala apartada. Le hicieron caso, pero antes del comienzo de la tercera partida, volvió a armar jaleo. Spassky y yo estábamos indignados. Entonces cogí de los hombros a los dos gallos de pelea, los senté en sus butacas y les dije: "¡A jugar!" y Spassky realizó el primera movimiento como si fuese automáticamente. Fue el momento más difícil y el duelo por el Campeonato del Mundo se salvó.

Bobby Fischer durante toda su vida ha sido un ermitaño. ¿Por qué habrá optado por esa manera de vivir?

Hacía juego con su manera de ser. Pero cuando tenía la edad para ello, sí que buscaba pareja. Antes de la revancha contra Spassky, en 1992, por ejemplo, había una pretendiente que estaba en contacto con él por escrito y que también buscaba su proximidad durante el torneo. Pero no hubo ningún encuentro directo con las supuestas consecuencias. No me refiero a la joven húngara Zita Rajczanyi, que había persuadido a Fischer a jugar el duelo y que le acompañaba.

¿Qué tipo de mujer podría cumplir con las exigencias de un bicho raro como Bobby Fischer?

Tenía que ser amable. Este era el tipo de mujer que buscaba. El matrimonio con la japonesa Miyoko Watai más bien fue una relación práctica. Quería estar con alguien. Para el otro bando, seguramente no habrá sido fácil acercarse a él. En primer lugar, las señoras tendrían que aceptar sus peculiaridades. No quise saber los detalles. Pero que estaba buscando pareja y que quizá hasta se quería casar, eso sí que lo noté.

Para usted, ¿Fischer ha sido el maestro de ajedrez más grande de todos los tiempos o le parece superior Kasparov?

Es difícil compararlos. Diría que Bobby solía jugar de manera más sólida. Kasparov era aún más artístico y arriesgaba más. En lo que se refiere a los conocimientos de ajedrez, Bobby seguramente era el mejor de los mejores. Por eso, es muy lamentable que no se hayan enfrentado nunca en un duelo. Esto me habría gustado mucho.

La diferencia de edad entre ellos era bastante grande. ¿Quizá hubiera sido más realista un duelo por el título contra Anatoly Karpov?

Eso también hubiera sido muy interesante. Pero bajo otro punto de vista. Porque Karpov jugaba más sólido. Cada uno de ellos era o es genial. Lo bueno es que haya tantos tipos diferentes de artistas de ajedrez, no importa que se llamen Fischer, Karpow, Kasparov, Kramnik o Anand. La variedad de estilos es la que hace que el ajedrez sea tan rico y atractivo.

¡Hubiera sido estupendo si toda esa gente se hubiese podido enfrentar en alguna ocasión!

Lamentablemente ya no es posible reunirlos a todos en un torneo para comparar a Fischer en una partida práctica. Es una lástima, pero verá que junto a la duración de la vida también está la diferencia de edad. Si se trata de diez años de diferencia todavía, pero con 20 todo es diferente. Claro que los sucesores aprenden de las partidas de los predecesores.

Y los maestros de la actualidad cuentan con los ordenadores.

Eso es cierto. Entonces aún no existían las máquinas y hoy el ajedrez se aprende de otra manera. Es dudoso si el ordenador influye el ajedrez de manera positiva en todo caso. No quiero hablar de las trampas sobre el tablero. Hay de todo, pero esas son excepciones. La mayoría de los ajedrecistas actúan de manera correcta y deportiva. Y Fischer también lo hacía. Por muy maniático que fuese, frente al tablero siempre era correcto.

¿Cómo se ha tomado la noticia de su muerte en enero de este año?

Me puse triste. Con este hombre están relacionados muchos momentos importantes de mi vida. Admiraba el ingenio de Bobby y podía comprender sus peculiaridades. Con el tiempo se ha desarrollado algo como una amistad entre nosotros que desde luego ha sido extraordinaria.

Traducción: Nadja Woisin



Discussion and Feedback Join the public discussion or submit your feedback to the editors


Comentar

Normas sobre los comentarios

 
 

¿Aún no eres usuario? Registro