Olimpíadas de Ajedrez (I)

30/01/2008 – Después de las Olimpíadas en Hamburgo (1930), Munich (1958), Leipzig (1960) y Siegen (1970), es la quinta vez que una ciudad alemana será anfitriona de una Olimpíada de Ajedrez: Dresde. Hoy por hoy, la Olimpíada de Ajedrez, con la participación de unos 1.500 jugadores provenientes de 150 naciones diferentes, es uno de los acontecimientos deportivos internacionales por equipos más grandes que existe. Los comienzos de las olimpíadas tuvieron un marco bastante más modesto. Con la vista puesta en el gran acontecimiento que se celebrará el próximo mes de noviembre, Frank Große nos hace un resumen de la historia de la olimpíadas de ajedrez. Todo empezó en París, en 1924...

ChessBase 14 Download ChessBase 14  Download

Programa de gestión de bases de datos de ajedrez que es referencia mundial. Todos usan ChessBase, desde el campeón del mundo al aficionado. Inicie su historia de éxito personal con ChessBase.

Más información...



La historia de la Olimpíada de Ajedrez
1ª parte: Los comienzos

Por Frank Große

París, en el verano de 1924. La capital de Francia es sede de los VIII Juegos Olímpicos de Verano (del 4 de mayo hasta el 27 de julio de 1924) y con este motivo, la Federación Francesa organizó un torneo inaugural de ajedrez con la participación de 54 jugadores de 18 países. En el marco de dicho torneo, los participantes decidieron poner en práctica una idea, que ya había surgido en varias ocasiones antes de la Primera Guerra Mundial: la fundación de una Federación Internacional de Ajedrez. Así, el 20 de julio de 1924 (el último día de la primera Olimpíada de Ajedrez oficiosa) se colocó la primera piedra para la fundación de la organización global "FIDE" (Fedération Internationale des Echecs). Pierre Vincent, el Presidente de la Federación Francesa de Ajedrez, anunció la fundación de la misma. Alexander Rueb, el representante de los Países Bajos en el torneo de París, fue nombrado primer presidente de la FIDE y ocupó este cargo hasta el año 1949.


Alexander Rueb, primer Presidente de la FIDE
(www.chesshistory.com, con agradecimiento especial para Edward Winter)

El modo juego de la competición de París fue muy diferente al que tenemos hoy en día y ésta es una de las razones por las que el torneo de París no forma parte de la serie de olimpíadas oficiales (que comenzaron a partir del año 1927): se disputaron 9 rondas clasificatorias con 5 jugadores por grupo para determinar el vencedor del grupo. Dichos vencedores de grupo disputaron una final en el "Hotel Majestic“, enfrentándose en una competición todos contra todos para así determinar al campeón. Triunfó el letón Hermann Mattison (5,5/8), clasificándose por delante de su compatriota Franz Apscheneek (5/8) y del belga Edgard Colle (4,5/8) que moriría muy joven. El futuro campeón del mundo Max Euwe, de los Países Bajos, se clasificó en cuarto lugar. Mattison fue galardonado con el título "Campeón del Mundo de Aficionados", porque los jugadores de primera fila mundial de aquellos tiempos no participaron en esta prueba. No obstante, esto se debía también al nombre del torneo: "Tournoi International d‘ Amateurs“, con lo cual solo se admitía la participación de jugadores aficionados o, con más precisión, "no profesionales". Llama la atención que de las naciones de ajedrez más importantes de aquellos tiempos, faltaban Rusia, Alemania y Austria. Al final, el equipo ruso lo formaron dos emigrantes rusos, residentes de París (por razones de la Revolución de Octubre) que terminaron en el penúltimo lugar de la clasificación...


Edgar Colle vs. Hermann Mattison en su partida en París 1924

La clasificación final del torneo de París 1924 (1)

Todos aquellos jugadores que no se clasificaron para la final, jugaron un torneo por el sistema suizo, que fue ganado por el checo Karel Hromadka. Se sumaron también los puntos, alcanzados en las rondas previas. El equipo campeón, en plan olímpico, se determinó sumando los puntos de todos los jugadores de la misma federación nacional, teniendo en cuenta la las rondas previas y la final. La verdad es que este sistema no era justo porque las selecciones (equipos) estaban formados por muchos jugadores muy diferentes. Cada país pudo presentarse con un equipo de cuatro jugadores como máximo. De esta manera, países como Canadá, Irlanda o Yugoslavia solo jugaron una pobre cantidad de 13 partidas, mientras que otros llegaron a 52. Raj Tischbierek (2) comenta: "Por lo tanto, hay que valorar mucho más los 27,5 puntos alcanzados por los tres jugadores letones, clasificados en el cuarto lugar, (Apscheneek 10, Mattison 9.5, Behting 8) que los 31 puntos de los checos (Hromadka 9.5, Schulz 9, Vanek 6.5, Skalicka 6).“ El país vencedor fue Chequia, por delante de Hungría y Suiza.

Clasificación final por países en París 1924 (1)


Los participantes en la Olimpíada oficiosa de París 1924

El premio a la partida más bonita lo recibió Jan Schulz:

Schulz,Jan Sr - Sterk,Karoly [D35]

Paris ol (Men) f-B Paris (4), 1924

1.c3 e5 2.d4 exd4 3.cxd4 Cf6 4.Cc3 d5 5.Cf3 Ae7 6.Af4 c6 7.Dc2 Cbd7 8.h3 Da5 9.e3 Ce4 10.Cd2 Cdf6 11.Cb3 Dd8 12.Ad3 0–0 13.0–0 Cxc3 14.bxc3 Te8 15.Cd2 h6 16.c4 Ab4 17.Cf3 Ad6 18.Axd6 Dxd6 19.c5 Dc7 20.Ce5 Cd7 21.f4 Cf8 22.Tf3 f6 23.Cg6 Ad7 24.Ch4 Te7 25.Af5 Ae8 26.Ad3 Ad7 27.Taf1 Tae8 28.Df2 Rh8 29.g4 Tf7 30.Cg6+ Rg8 31.Dh4 Ce6 32.Dh5 Da5 33.g5 fxg5 34.Ce5 Tee7 35.Cxf7 Txf7 36.fxg5 Txf3 37.Dxf3 Dd8 38.Df7+ Rh8 39.h4 Db8 40.Rg2 De8 41.gxh6 g6 42.h5 1–0.
[Haga clic aquí para reproducir la partida...]

Edith Holloway, del Reino Unido, fue la única mujer de la competición (y por lo tanto automáticamente la mejor) Logró una victoria frente al ruso Peter Potemkine. Hasta el año 1950 no iba a permitirse la participación de mujeres en las Olimpíadas oficiales y solo en 1957 se instauró una Olimpíada Femenina de Ajedrez. Desde el año 1976, mujeres y hombres disputan sus respectivas competiciones en paralelo, en el mismo lugar.


 Edith Holloway (1868 – 1954)

Holloway,Edith M - Potemkin,Peter Petrovich [B00]

Paris ol (Men) f-B Paris (7), 1924

1.e4 b6 2.d4 Ab7 3.Ad3 f5 4.f3 fxe4 5.fxe4 g6 6.Ae3 e6 7.Cf3 Cf6 8.Cbd2 Cg4 9.De2 Cxe3 10.Dxe3 Ag7 11.0–0 Cc6 12.c3 0–0 13.Tf2 Ce7 14.Taf1 d5 15.Cg5 Txf2 16.Dxf2 Dd7 17.Df7+ Rh8 18.Cxe6 Tg8 19.e5 Ac8 20.Cxg7 Txg7 21.Df6 Cf5 22.Cf3 De7 23.Te1 Rg8 24.Dc6 Ae6 25.Da8+ Df8 26.Dxa7 g5 27.Axf5 Axf5 28.Db7 Ae4 29.Cd2 c5 30.Dxb6 Tf7 31.De6 cxd4 32.Cxe4 dxe4 33.cxd4 Db4 34.Tf1 Dxd4+ 35.Rh1 Dd7 36.Dxf7+ 1–0
[Haga clic aquí para reproducir la partida...]

Budapest, del 15 al 17 de julio de 1926. Habían pasado dos años desde la fundación de la FIDE y se habían celebrado más olimpíadas oficiosas hasta que se programó otra competición más en Budapest (Hungría), que solamente era para aficionados. Pero, por mala suerte, al mismo tiempo se celebró un fuerte torneo magistral (el Primer FIDE Masters) con jugadores como, Grünfeld, Rubinstein y Kmoch. En dicha competición se aplicó un nuevo sistema, que ya se parece mucho al de la actualidad: juegan cuatro jugadores por equipo y ronda. Únicamente acudieron cuatro equipos (Austria y Chequia cancelaron su participación) y finalmente triunfó el país anfitrión, Hungría. Los jugadores no eran demasiado fuertes, lo cual se notó especialmente en el equipo de Alemania, que quedó último clasificado por razones económicas (Wiener Schachzeitung 15/1926):

Clasificación final Budapest 1926 (1)

Alemania se incorporó a la Federación Internacional de Ajedrez en el Congreso de la FIDE y el torneo FIDE Masters fue ganado por Ernst Grünfeld (Austria), seguido por Mario Monticelli, de Italia.


El I Torneo Masters de la FIDE recibió más atención que la Olimpíada oficiosa

Londres 1927 – la primera Olimpíada de Ajedrez oficial

Londres, del 18 al 29 de julio de 1927

Lo que hoy en día figura en las crónicas como "la primera Olimpíada de Ajedrez oficial", en aquel entonces no lo era para los protagonistas, porque esta clasificación solo se llevó a cabo más tarde, en 1945. El hecho de que en el torneo de la Sala Westminster Central estuvieran presentes 16 naciones (en comparación con las 4 de Budapest), es decir casi todos los miembros de la FIDE de entonces, supuso el toque de distinción para que dicho certamen fuese declarado como primera Olimpíada de Ajedrez oficial.

Se adaptaron las reglas de juego del torneo de Budapest 1926, con la amplificación que cada uno de los equipos tenía el derecho a designar también a un jugador suplente. No todos se aprovecharon de esta posibilidad, dado que el organizador invitaba a cuatro jugadores y la federación del respectivo país se tenía que hacer cargo del coste del jugador adicional. En total fueron 6 los equipos que hicieron uso de dicho derecho: Austria, Chequia, Hungría, Reino Unido, Holanda y Suiza. No importaba el orden de los jugadores y podían cambiar de tablero durante de la competición. Una novedad positiva fue que también podían participar los jugadores de renombre, de la elite de aquellos tiempos. Aunque faltaban Capablanca y Alekhine (probablemente porque se estaban preparando para el duelo por el título mundial que iban a disputar dos meses más tarde en Buenos Aires), y también Lasker, sí estaban Maroczy, Grünfeld, Tarrasch, Reti y Euwe, es decir los grandes jugadores de aquellos tiempos.

En comparación con París y Budapest, la participación de 70 jugadores ya significaba un considerable aumento. De las grandes naciones del ajedrez de aquellos tiempos solo faltaban Polonia y EE. UU., dado que no habían cumplido con el plazo para la inscripción. Esta Olimpíada también supuso el nacimiento de la copa Hamilton-Russel (que sigue siendo el símbolo de las olimpíadas de ajedrez y que fue un regalo del mecenas inglés del mismo nombre) Es una copa que se entrega al equipo ganador, que se queda con ella hasta la próxima olimpíada.

Hungría, gracias al sobresaliente resultado de Geza Maroczy (con un porcentaje de victorias del 75% [9/12] en el primer tablero) fue la primera nación que recibió dicho trofeo. Tras una exitosa primera mitad del torneo en la que se habían asegurado claras ventajas, (de hasta 3 puntos en algunos momentos), los húngaros pudieron mantener su liderato durante mucho tiempo también en la segunda mitad. Solo en la penúltima ronda los daneses lograron alcanzar Hungría. El equipo de Dinamarca se había presentado con solo 4 jugadores y logró una sorprendente victoria contra los húngaros en el duelo directo: 3:1. Pero en la última ronda, los húngaros se apuntaron una nueva victoria frente a España, mientras que los daneses tuvieron que contentarse con un empate a dos contra Bélgica. El hasta entonces desconocido danés, Holger Norman-Hansen compartió el primer puesto como mejor jugador individual junto a Sir George Thomas (Inglaterra). Ambos jugadores alcanzaron 12/15, es decir el 80%. El equipo alemán (los únicos que siempre jugaron en el mismo orden de tableros en todos los encuentros) se presentó con Tarrasch, Mieses, Carls y Wagner. Alcanzaron el sexto lugar. Si hubiesen participado Lasker y Bogoljubov, seguramente hubieran logrado un resultado aún mejor.


Clasificación final Londres 1927


El ambiente en el torneo de Londres

Las siguientes dos partidas ganaron el premio a la belleza:

Yates, Frederick - Asztalos, Lajos [C98]

London ol (Men) London (5), 18.07.1927

1.e4 e5 2.Cf3 Cc6 3.Ab5 a6 4.Aa4 Cf6 5.0–0 Ae7 6.Te1 b5 7.Ab3 d6 8.c3 0–0 9.h3 Ca5 10.Ac2 c5 11.d4 Dc7 12.Cbd2 Cc6 13.d5 Cd8 14.Cf1 Ce8 15.g4 g6 16.Cg3 Cg7 17.Rh2 f6 18.Ae3 Cf7 19.Tg1 Ad7 20.Tg2 Rh8 21.De2 Tg8 22.Cd2 Dc8 23.Tag1 a5 24.f3 b4 25.c4 Db7 26.Rh1 Taf8 27.h4 Dc8 28.h5 g5 29.h6 Ce8 30.Cf5 Ad8 31.Th2 Tg6 32.Tg3 Axf5 33.exf5 Txh6 34.Txh6 Cxh6 35.Dh2 Cg8 36.Th3 Tf7 37.Aa4 Ae7 38.Ce4 Dd8 39.Rg1 Cc7 40.Dc2 Ca8 41.Th1 Cb6 42.Ac6 Af8 43.b3 Tg7 44.Dh2 Ae7 45.Dh5 a4 46.Rg2 Db8 47.Ae8 Dd8 48.Ag6 h6 49.Af7 Af8 50.Axg8 Txg8 51.Df7 Ag7 52.Dg6 Tf8 53.Axg5 1–0
[Haga clic aquí para reproducir la partida...]

Gruenfeld,Ernst - Euwe,Max [E11]

London ol (Men) London (2), 18.07.1927

1.d4 Cf6 2.Cf3 e6 3.c4 Ab4+ 4.Ad2 De7 5.g3 0–0 6.Ag2 Axd2+ 7.Cbxd2 d6 8.0–0 e5 9.e4 Ag4 10.d5 Dd7 11.Db3 b6 12.c5 Ce8 13.c6 Dc8 14.Ch4 a5 15.f3 Ah3 16.f4 Ca6 17.Dc3 exf4 18.gxf4 Axg2 19.Cf5 Rh8 20.Rxg2 Cc5 21.Cg3 Cf6 22.Tae1 Dg4 23.h3 Dg6 24.Df3 Tfe8 25.Rh2 Cg8 26.Tg1 Df6 27.e5 Dg6 28.Cge4 Dh6 29.Cg5 Te7 30.e6 fxe6 31.dxe6 Tf8


Grünfeld – Euwe, Londres 1927, la posición tras 31… Tf8

32.Cf7+ Tfxf7 33.exf7 Txf7 34.Tgf1 Ce6 35.Dg4 Cxf4 36.Te8 g5 37.Cf3 Tg7 38.Cxg5 Dg6 39.Dxf4 Dxe8 40.Cf7+ Txf7 41.Dxf7 De5+ 42.Rh1 De4+ 43.Df3 Dxf3+ 44.Txf3 Rg7 45.Rg2 Cf6 46.Rg3 Rf7 47.Rf4 Re6 48.Te3+ Rd5 49.Rf5 Rd4 50.Te7 Cd5 51.Txh7 Rc5 52.h4 Rxc6 53.h5 b5 54.h6 1–0
[Haga clic aquí para reproducir la partida...]

Ocurrió una cosa digna de mencionar en la partida Palau – Kalabar tras los movimientos 1. d4 Cf6 2. c4 e6 3. Cf3 Ab4+ 4. Ad2. Kalabar, que había llegado tarde a la sala de juego, estaba concentrado en rellenar el formulario de la partida y, en lugar de desplazar su dama a e7, movió el rey a Axb4+ para comer con el rey en b4. Se rindió inmediatamente aunque un espectador había sugerido permitírselo para dar mate con 6. Db3+ Ra5 7. Db5: 4… Re7 5. Axb4+ 1-0

La revista "British Chess Magazine" llamó la atención sobre otra cosa curiosa: "En la partida Atkins (Inglaterra) – Kostic (Yugoslavia) se habían realizado 38 jugadas, cuando Kostic resultó tener una mala posición y de repente abandonó. Y esto, aunque era obligatorio realizar 40 movimientos antes de suspender la partida. Cuando la partida iba a continuar por la tarde, Kostic, en seguida, abrió el sobre del aplazamiento, realizó su movimiento y puso en marcha el reloj de su oponente. Atkins llegó siete minutos tarde y... ¡perdió por tiempo! ¡En el momento de la interrupción había gastado 1 hora y 57 minutos y había que realizar 40 jugadas! El comité de arbitraje decidió rápidamente repetir la partida, que finalmente concluyó en tablas. Pero, ¿dónde estaba el árbitro cuando Kostic abandonó?

(1) Clasificaciones: www.olimbase.org

Traducción: Nadja Woisin



Discussion and Feedback Join the public discussion or submit your feedback to the editors


Comentar

Normas sobre los comentarios

 
 

¿Aún no eres usuario? Registro