Paul Breitner en la Pfennigparade

17/04/2013 – – El ajedrez sirve para dar mate a las discapacidades. En su 5º aniversario, el lunes pasado se celebró el torneo "Geistesblitz und Taktikwitz“ en la Pfennigparade. Unas 50 personas con discapacidades midieron sus fuerzas sobre el tablero de ajedrez. Estuvo presente la otrora estrella de fútbol Paul Breitner, que invitó a acudir al Allianz Arena de Múnich para seguir los partidos del Bayern. Reportaje...

ChessBase 14 Download ChessBase 14  Download

Programa de gestión de bases de datos de ajedrez que es referencia mundial. Todos usan ChessBase, desde el campeón del mundo al aficionado. Inicie su historia de éxito personal con ChessBase.

Más información...

A las 9:30 de la mañana, Dijana Dengler, presidenta de la Fundación de Ajedrez de Múnich, y organizadora principal, inauguró la primera de las siete rondas del torneo, a 40 minutos cada una. Los participantes mostraron lo que han aprendido a lo largo del último año y hasta la pausa para comer al mediodía ya se habían disputado las primeras tres rondas. Por la tarde se disputaron las cuatro restantes.

"¿Quién será mi próximo oponente? ¿Podré ganar la partida de la próxima ronda?"

A algunos de los participantes se les notaban los nervios y es comprensible porque se habían preparado durante todo un año de manera intensa para el torneo y acudían con grandes esperanzas.

Lógicamente, el GM alemán Stefan Kindermann, miembro de la fundación desde la primera hora de la existencia del torneo de ajedrez y de la Pfennigparade, se interesó mucho por las partidas:

"Estoy sorprendido y encantado de los progresos que han hecho los participantes. Su fuerza de juego aumenta cada año mucho. Aquí en el torneo otra vez más se puede ver cuan útil es el ajedrez. Para los discapacitados, el ajedrez es una posibilidad perfecta para demostrar sus verdaderas fuerzas, independientemente de las limitaciones que les provoca su minusvalía y pueden medir sus fuerzas con otras personas".

Ganar agudeza táctica y experiencia a la hora de jugar

Lilly, de 12 años, que ha participado desde el comienzo en el entrenamiento de ajedrez de la fundación, este año ya ha competido por quinta vez y sabe cómo hacer para ganar. La pausa al mediodía la aprovechó para consultar con Dijana Dengler, para que ella le diese algunas pistas más para sus partidas. Mereció la pena: Lilly ganó las partidas de las dos rondas siguientes y se coronó vencedora del grupo femenino juvenil.

Otro que dio una prueba impresionante de que las minusvalías no tienen que ser limitaciones a la hora de jugar al ajedrez una vez más fue Alexander Bassarini, quien jugó en el grupo de los avanzados y compartió el primer puesto con Werner Schwarz. Alexander y los demás participantes que no pueden mover sus manos y brazos juegan con un asistente que realiza los movimientos sobre el tablero por ellos y según sus indicaciones.

Yannick (11 años) con su asistente (izda.) jugando al ajedrez

Lilly (12 años) alegrándose con Dijana Dengler, la presidenta de la Fundación de Ajedrez de Múnich

Alexander Bassarini (izda.), Yannick (en el medio) y Werner Schwarz (dcha.) junto al invitado de honor, Paul Breitner en la entrega de premios

Dijana Dengler alegrándose con Jan-Philipp de que haya sido una jornada tan entretenida

Coralie, una de las ajedrecistas más experimentadas de la Pfennigparade durante el torneo

Lilly (12 años) se alegró mucho cuando ganó su partida

Aparte del director adjunto Roman Hanig, Werner Schwarz y Alexander Bassarini también forman parte del equipo organizador del torneo de la Pfennigparade.

"Mi tarea es organizar a los asistentes y las ayudas necesarias para los participantes. Teniendo en cuenta que hay muchos tipos de minusvalías diferentes, eso es todo un reto. El torneo de este año ha demostrado que merece la pena el esfuerzo. Estoy muy aliviado que todo haya funcionado de manera tan estupenda. ¡El torneo fue fabuloso para todos nosotros!"

"Me gustaría invitaros al Allianz Arena (el estadio de fútbol del Bayern Munich) a muchos de vosotros. He tenido contactos con niños con discapacidades desde que era joven y me alegro mucho de haber sido invitado a este acontecimiento", comentó Paul Breitner durante la clausura. Explicó que finalmente (= por el fútbol) no había puesto en práctica lo que había sido su meta profesional al principio, ser pedagogo especializado en personas con discapacidades. Pero aún así, como jugador de fútbol profesional y campeón del mundo con su equipo, nunca ha dejado de preocuparse por los asuntos de las personas minusválidas.

"Quisiera aportar mi granito de arena para que la gente ya os mire como si no fueseis normales. Es más, justamente los que piensen que no sois normales, son lo que no están bien de la cabeza", insistió.

Su invitación a los participantes minusválidos del torneo para acudir al estadio de fútbol de Múnich para ver los partidos en casa del Bayern Munich ha demostrado que estaba hablando muy en serio. Allí podrán disfrutar de los partidos de su club favorito en directo y desde muy cerca.

Estuvieron presentes en la clausura del torneo también Roman Krulich, fundador de la Fundación de Ajedez de Múnich (Münchener Schachstiftung) y jugador aficionado, y la profesora Angelika Speck-Hamdan como patrona y Gernot Steinmann, como presidente de la Fundación Pfennigparade, junto con la presidenta de la Fundación de Ajedrez de Múnich Dijana Dengler y el invitado de honor Paul Breitner.

Paul Breitner, Gernot Steinmann, Angelika Speck-Hamdan, Dijana Dengler, Roman Krulich, Stefan Kindermann y Lilly


Paul Breitner con Yannik (11 años) en la entrega de premios

Elena Boric, el invitado de honor Paul Breitner y Dijana Dengler, presidenta de la Fundación de Ajedrez de Múnich

Paul Breitner

Paul Breitner es un exfutbolista alemán, icono de la década de los 70. Nació el 5 de septiembre de 1951 en Kolbermoor de la región de Baviera.

En 1970, se inició en el fútbol profesional, concretamente en el Bayern Munich. Allí fue pieza clave en la consecución de tres ligas y la primera Copa de Europa del club, en 1974.
 
Tras ese paso por el Bayern, en ese mismo año 1974, tras haber logrado el mundial de fútbol disputado en Alemania, Breitner es traspasado al Real Madrid español. Y en su estancia en el club merengue no pasó desapercibido: 2 ligas españolas se añadieron a su palmarés.
 
En 1977 volvió a Alemania, para jugar una temporada en el modesto Eintracht Braunschweig, y en 1978 volvió al Bayern Munich, donde en 1983 dejaría el fútbol profesional.

Desde su retirada, Breitner ejerció la presidencia del Bayern, ha sido también representante de marcas deportivas y realizó labores de comentarista de prensa y de televisión. Actualmente es ojeador jefe del club bávaro.

Paul Breitner firmando un póster con la ajedrecista Josie en la foto

Los organizadores de la Pfennigparade y del proyecto de ajedrez dan las gracias a los patrocinadores y personas que han hecho posible este acontecimiento:

  • PSM Eckart Langen v. d. Goltz
  • Landratsamt München
  • Chessbase
  • GM Dr. Helmut Pfleger

Traducción: Nadja Wittmann (ChessBase)

Vídeo

 

Fundación de Ajedrez de Múnich

Zweibrückenstraße 8 Rückgebäude A4
80331 München
Tell: +49 (0)89 37 91 17 97

info@schachstiftung-muenchen.de
www.muenchner-schachstiftung.de

Relaciones públicas

Birgit Kuhn,  kontakt@muenchener-schachstiftung
(089) 37 91 17 97 

Enlaces

Traducción: Nadja Wittmann (ChessBase)



Discussion and Feedback Join the public discussion or submit your feedback to the editors


Comentar

Normas sobre los comentarios

 
 

¿Aún no eres usuario? Registro