Capablanca en siete actos

por Uvencio Blanco Hernández
18/11/2020 – Capablanca fue embajador de Cuba; hablaba fluidamente 4 idiomas además de su lengua materna. Muy buen conferencista y conversador. Tenía un alto sentido pedagógico; entre 1912 y 1915 publicó y editó una revista de ajedrez en La Habana y escribió varias obras importantes. Nuestro asiduo corresponsal, Dr. Uvencio Blanco ha escrito un homenaje a Capablanca por el 132 aniversario. | Foto: Capablanca en Austria, via Uvencio Blanco

ChessBase 16 - Mega package Edition 2021 ChessBase 16 - Mega package Edition 2021

Your key to fresh ideas, precise analyses and targeted training!

Más...

Un homenaje en su 132 aniversario

I

El mes de noviembre de 1888 trae una serie de acontecimientos importantes; hoy nos vamos a referir brevemente al primero de ellos y destacar el segundo.

Por estas fechas se celebraba en los EE.UU. las elecciones presidenciales. El presidente Grover Cleveland (Demócrata), gana la contienda por votación popular; sin embargo, pierde con Benjamin Harrison (Republicano), con los colegios electorales con 203 votos ante 198 para los demócratas. Por tanto, Cleveland quien había venido ejerciendo la presidencia, no es reelegido. Esto nos suena familiar.

Peri también este mes, precisamente el día 19, nace quien llegaría a ostentar el título de campeón mundial de ajedrez; el tercero oficial por parte del gran maestro José Raúl Capablanca y Graupera.

II

Recuerdo que en 1988 siendo entrevistado en un programa deportivo en Venezolana de Televisión (VTV), por don Roberto Ribeiro a quien se le conocía en el medio como la Biblia del Boxeo, me hizo una pregunta que me dejó perplejo; ¿quién es el único campeón mundial de ajedrez nacido en una cárcel?

Hice una revisión rápida desde Steinitz hasta Kaspárov y se me hizo imposible dar con la respuesta adecuada. Medio en broma y medio en serio, Ribeiro me dijo: José Raúl Capablanca y Graupera; a lo cual añadió: Capablanca nació en una casona llamada "El castillo del príncipe" una antigua prisión de tiempos de la colonia española que fuera adquirida por su padre José María Capablanca, a la sazón oficial del ejército español.

El nombre de la referida residencia y como admirador de los logros deportivos de Capablanca, estimuló en mí la idea de escribir un libro de divulgación que llevaría este sugerente título "El castillo del príncipe"

Sin embargo, recientemente el destacado escritor Miguel Ángel Sánchez, biógrafo de Capablanca, siendo entrevistado en el programa “La vida es una partida de ajedrez”, me informó que Capablanca no había nacido en la referida fortificación militar; sino en una casa cercana ubicada en la ciudad de La Habana – Cuba.

José Raúl, hijo de José María Capablanca y María Graupera, fue el segundo de once hermanos. Aprendió a jugar al ajedrez a temprana edad; participando a los 13 años en el primer campeonato nacional cubano de ajedrez, clasificándose en cuarta posición. Posteriormente y con moderado éxito en diversas competiciones,

III

Durante la Primera Guerra Mundial permaneció en Nueva York, donde ganó varios torneos de ajedrez entre 1915 y 1918. Retó a Enmanuel Lasker y ganó el campeonato mundial de ajedrez en 1921, hecho ocurrido en La Habana.

Como deportista Capablanca, alcanzó un elevado 72.4% de efectividad como producto de 315 partidas ganadas, 266 entabladas y 38 derrotas.

Ganó, entre otros torneos, el New York International en 1927. Pero ese mismo año perdió su título mundial frente a Alekhine en Buenos Aires.

En toda su carrera solo perdió 35 partidas oficiales; esto es cerca del 6% de las mismas. Y en un segmento muy importante de su carrera, que incluye el gran torneo de Londres de 1922 y el match por el campeonato del mundo contra Lasker, Capablanca permaneció invicto durante más de ocho años; exactamente desde el 10 de febrero de 1916, cuando perdió desde una posición superior contra Oscar Chajes; hasta el 21 de marzo de 1924, cuando inclina su rey ante Ricardo Réti en el Torneo Internacional de Nueva York. Hablamos de un récord de 63 juegos consecutivos.

Adicionalmente debemos indicar que Capablanca participó en más de 20 torneos de alto nivel donde ganó o compartió 15 primeros lugares y 9 segundos puestos. Así mismo, entre sus méritos más resaltantes se encuentran los records individuales contra varios de los mejores jugadores de la época; por ejemplo, derrotó a Marshall +20 -2 = 28, a Lasker +6 -2 = 16 y a Alekhine +9 -7 = 33.

IV

Por cierto, el 19 de noviembre de 1988. en el marco del centenario de su nacimiento, tuvimos la oportunidad de arbitrar junto al maestro Julio Bolbochán y Rafael Tudela Reverter, ambos fallecidos, un match por télex desde las oficinas de Prensa Latina en Caracas. Enfrentamiento celebrado entre el entonces campeón mundial juvenil el gran maestro Walter Arencibia (CUB) y el fuerte maestro nacional Juan Carlos Urbaneja (VEN), evento que terminó tablas.

Gloria y su padre, José Raúl Capablanca

Junto a su hija mayor Gloria, producto de su primer matrimonio | Foto: via Uvencio Blanco

V

También recordamos una anécdota del gran maestro cubano quien, además, era conocido por gozar de muy buen sentido del humor; un poco ácido, en ocasiones propio de angloparlantes.

Esta anécdota fue divulgada por el maestro Andy Soltis quien sostuvo que "poco después de que Capablanca se convirtiera en el tercer campeón del mundo, el maestro Znosko-Borovsky publicó un folleto en el cual presentaba partidas en los que aparecían algunos de los errores de Capablanca. Interrogado sobre este tema, Capa dijo que esperaba algún día escribir un libro titulado "Movimientos correctos de Znosko-Borovsky", pero, afirmó que, "desafortunadamente, no tuvo éxito en la búsqueda de material para ello".

Evidentemente este tipo de reacciones indicaba que Capablanca tenía una autoestima deportiva elevadísima, seguramente soportada en sus incontrastables triunfos sobre el tablero. De hecho, su nivel de juego era tal que al aplicar el sistema de clasificación Elo, su promedio alcanza los 2725 puntos; un valor que lo colocaría entre los mejores 25 jugadores de la actualidad según el rating FIDE de este mes de noviembre.

VI

 

Capablanca fue embajador de Cuba; hablaba fluidamente 4 idiomas además de su lengua materna. Muy buen conferencista y conversador. Tenía un alto sentido pedagógico; entre 1912 y 1915 publicó y editó una revista de ajedrez en La Habana y escribió varias obras importantes.

Recientemente escribimos una nota sobre el primer centenario de su obra “My chess career” (Blanco, U. ChessBase 06.11.2020), donde señalábamos que:

Hasta en esas conferencias, el maestro a La Habana, mostraba su sobrio estilo, orientado a la simplificación y la transparencia. De hecho, muchas de estas experiencias, fueron incorporadas a sus libros; entre los que destacan: A primer of chess, My chess career y Chess fundamentals. Volviendo a “My Chess Career”, obra prologada por el maestro ajedrecista y escritor ruso Irving Chernev, nos encontramos con un contenido autobiográfica; en el cual Capablanca muestra una sinceridad y franqueza pocas veces expresadas por los maestros del tablero de su época. Ciertamente y aunque no es fácil determinar muchos de sus movimientos, su juego irradia gran luminosidad y generalmente es fácil de comprender.

VII

Capablanca participó como actor en la película Chess Fever, en 1925, y se casó en primeras nupcias con Gloria Simoni Betancourt (Camagüey), de quien se divorció en 1938 y, en segundas con Olga Chubarova (Rusia), una princesa de 36 años. quien falleciera en Nueva York en 1994.

Capablanca, único iberoamericano campeón absoluto de ajedrez, sufría de presión arterial alta; falleció en 1942 a los cincuenta y tres años, a consecuencia de un ataque cardíaco que, sufrió observando partidas de ajedrez en el Club de Ajedrez de Manhattan. Fue traído a la tierra que le vio nacer y sepultado con los más altos honores, en el cementerio de Colón en La Habana.

Fuente: Blanco, U. (2020) “Capablanca y su método” Sánchez, M.A. (2020) “Capablanca, leyenda y realidad” Tomo I 

Enlaces




Uvencio Blanco Hernández, Venezuela. Comisión Mundial de Ajedrez para las Escuelas FIDE Entrenador y organizador.
Discussion and Feedback Join the public discussion or submit your feedback to the editors


Comentar

Normas sobre los comentarios

 
 

¿Aún no eres usuario? Registro